La terapia génica en el Smith Magenis

Retomamos el hilo de la publicación anterior en la que os hablaba sobre el proyecto de investigación más importante que se está llevando a cabo sobre el SMS (Smith Magenis syndrome): la terapia génica en el Smith Magenis para restablecer los efectos de la alteración de RAI1. Si te perdiste el primer capítulo de esta temática, te recomiendo que te pases por aquí para que puedas ponerte al día.

“Muchos creen que las terapias de este tipo son algo del futuro.”

 

Con esta frase comenzó el Dr. Gianluca Pirozzi su charla de presentación de este proyecto sobre la terapia génica en el Smith Magenis. Es importante darse cuenta de que este tipo de técnicas para nada son algo lejano, sino que ya se utilizan desde hace mucho para tratar enfermedades.

 

Procedimiento de la terapia génica en el Smith Magenis

 

Si no recuerdo mal, en la publicación anterior nos quedamos en la parte más importante, donde está la miga: el procedimiento de la terapia génica en el Smith Magenis. En el vídeo de presentación del proyecto, el Dr. Gianluca Pirozzi nos cuenta que hay diversas formas de “manipular” el genoma y de modificar las consecuencias de una determinada alteración genética:

La primera de todas es la Terapia Génica, básicamente; y la segunda, la utilización de pequeñas moléculas a modo de medicación. Centrándonos en el Smith Magenis, con el primer enfoque se introduciría el gen RAI1 faltante en el sistema nervioso central del paciente para conseguir restablecer esa carencia. Con el segundo enfoque, se intentaría corregir la ausencia del RAI1 a través de medicación que potenciaría el funcionamiento del gen RA1 existente, “el sano”, con el fin de obtener resultados similares o iguales a los de dos genes RAI1 en pleno funcionamiento. O sea, que se haría que el RAI1 “sano” funcionara más.

¿Qué técnica se está llevando a cabo?

En el caso del proyecto sobre el Smith Magenis del Baylor College of Medicine, la técnica que se está llevando a cabo es la primera, es decir, la de la terapia génica más directa.

 

La terapia génica en el Smith Magenis

Objetivo concreto de la terapia génica en el Smith Magenis

Pese a que se desarrollan diferentes líneas, el objetivo concreto de la terapia génica en el Smih Magenis está claro. Se persigue trasplantar genes normales en las células del paciente para paliar los efectos de un gen faltante o defectuoso.

¿Cómo se consigue?

Tras conocer los objetivos concretos de esta terapia, mucho se preguntarán cómo se consigue. Hay dos mecanismos fundamentales:

  • ENTREGA DIRECTA: Se introduce un gen en un “vehículo de entrega” y esto se inyecta al paciente.
  • ENTREGA POR VÍA CELULAR: Se extraen células del paciente, se introduce el gen en esas células y cuando se ha comprobado que dicho gen funciona correctamente, se introducen de nuevo las células (con el gen en funcionamiento) en el paciente. Este es el procedimiento que seguirán en el actual proyecto del Baylor College of Medicine.

¿Cómo se inyectan de nuevo esas células modificadas?

Esto es fundamental y una de las partes más complejas de toda la terapia. Es esencial saber cómo se inyectan de nuevo esas células modificadas. Para conseguir introducir el gen en el cuerpo del paciente, hay que utilizar vectores virales, o sea, virus. Ese virus es modificado para eliminar sus rasgos patológicos, se manipula para que no ataque al individuo, para que no sea peligroso ni dañino. Después de eso, se introduce en dicho virus el gen en cuestión, en nuestro caso el RAI1.

El virus entra en las células y el gen (nuestro querido RAI1) ya puede integrarse en el genoma del individuo de manera estable, o sea, que se convierte en parte del cromosoma. Un resultado diferente –y probable– es que no se integre en el genoma, pero lo importante es que el gen sea funcional y esté activo una vez introducido en las células.

Como podéis deducir, esta metodología es la misma que se utiliza en las vacunas para prevenir ciertas enfermedades.

Duración del proyecto y pasos a dar

Se estima que la duración del proyecto será de unos dos años. Aunque en investigaciones tan ambiciosas en las que se dan tantos factores, es posible que se extienda algo más.

En cuanto a los principales pasos a dar o cimas que alcanzar, hay tres:

  • Encajar el RAI1 en el vector vehicular, en el virus. Este paso va a ser muy complicado, pues el RAI1 es un gen de gran tamaño.
  • Comprobar que, una vez que el RAI1 se ha introducido en las células, funciona correctamente. Es decir, verificar que está activo y que su funcionalidad es óptima.
  • Inyectar el vector (virus) en los ratones con SMS (Smith Magenis syndrome). Como es lógico, primero se prueba con animales para evitar complicaciones y riesgos. Como ya existen ratones con el síndrome (investigación de la que os hablaré en un futuro post) y cuyos rasgos son los mismos que los de las personas con Smith Magenis, primero se comprobará que el virus funciona en ellos para después poderlo llevar a los humanos.

La terapia génica en el Smith Magenis

¿Cómo sabrán si el virus está funcionando?

Una vez que se ha completado casi todo el proceso no preguntamos cómo sabrán si el virus está funcionando. Principalmente se fijarán en las características más superficiales: fenotipo, rasgos físicos, etc., y observarán la existencia de cambios: ritmo circadiano, obesidad, etc. Analizarán, en general, el perfil del ratón con el virus.

 

Ahora os dejo con el vídeo del seminario en el que los investigadores presentan este ambicioso proyecto de terapia génica en el Smith Magenis. Espero tus reacciones y comentarios al respecto. Seguro que hay mucho que decir sobre ello. No dudes en comentar y en compartir con los demás toda esta información.